León es la segunda provincia más envejecida de España
21026
single,single-post,postid-21026,single-format-standard,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,vss_responsive_adv,qode-theme-ver-9.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.1,vc_responsive
ancianos-león

11 Jul León es la segunda provincia más envejecida de España

11/07/2017

El Instituto Nacional de Estadística ha hecho públicos los últimos datos sobre envejecimiento en España que, una vez más, reflejan una tendencia que parece imparable: España ha vuelto a registrar un máximo histórico de envejecimiento, del 118% o, lo que es lo mismo, ya se contabilizan 118 mayores de 64 años por cada 100 menores de 16. Esta cifra supone un crecimiento de 2 puntos porcentuales con respecto al año pasado, cuando el índice de envejecimiento se situó en un 116%.

Pero según se va acercando la noticia al territorio leonés, ésta es aún más dramática. Castilla y León ya es la tercera Comunidad más envejecida de España, por detrás de Asturias y Galicia.

Concretamente, se contabilizan 190 mayores de 64 años por cada 100 menores de 16. Solamente Ceuta, Melilla, Murcia, Andalucía y Baleares cuentan con mayor proporción de jóvenes.

La segunda provincia más envejecida

Y la situación se complica aún más en la provincia de León. El índice de envejecimiento aquí es del 227%, sólo superado por Zamora. Este dato refleja que por cada 100 jóvenes leoneses hay 227 mayores de 64 años.

En la posición contraria, dentro de la Comunidad, se sitúan Valladolid y Segovia, con una tasa del 154% de envejecimiento.

Además, la tendencia sigue siendo negativa y este año se ha alcanzado el máximo histórico. En Castilla y León la cifra ha pasado del 56% en 1980, al 176% en 2010, año en el que se inició la tendencia al alza que parece imparable.

Francisco Mesonero, director general de la Fundación Adeco, reflejó su preocupación por el Estado de Bienestar.

Peligra el Estado de Bienestar

Desde el año 2000 España es un país envejecido por el aumento de la calidad de vida y la disminución de la tasa de natalidad. La tendencia es ascendente y se calcula que en 2030 los mayores de 65 años supondrán el 30% de la población, frente al 18% actual. Además, si se continúa en esta dirección, se estima que en 2052 por cada persona inactiva habrá poco más de una activa. Esto implica que los jóvenes deberán soportar un coste desmesurado de las pensiones y otras prestaciones sociales.

No obstante, este no es el único inconveniente, y así lo recalcó Francisco Mesonero. El rechazo a los desempleados mayores de 55 años pone en peligro el Estado de Bienestar, ya que este no sería sostenible si no se impulsan las contrataciones senior. «La prioridad nacional debe ser implementar mecanismos que permitan a los mayores participar en el mercado laboral» alertó el director de Adecco, y además insiste, «se deberá de cambiar la cultura de las empresas y hacerla inclusiva para los senior; si no lo hacen sucumbirán».

Noticia extraída de Leonoticias. 09/07/2017

No hay comentarios

Haz un comentario

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar