Telefónica eleva la pensión a Alierta a 54 millones de euros y le da un sueldo 'especial'
19643
single,single-post,postid-19643,single-format-standard,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,vss_responsive_adv,qode-theme-ver-9.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.1,vc_responsive
alierta

25 Feb Telefónica eleva la pensión a Alierta a 54 millones de euros y le da un sueldo ‘especial’

25/02/2017

Telefónica distingue a su ex presidente,César Alierta, con un plan de pensiones que suma ya 54,2 millones y un sueldo anual ‘especial’ de de medio millón de euros en su actual labor de miembro del consejo de administración. Así figura en el informe de remuneraciones de la empresa remitido ayer la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

Por un lado, Telefónica eleva el valor del plan de pensiones de Alierta a 54,2 millones de euros para cuando se jubile definitivamente en el grupo. Será una de las mayores pensiones jamás concedidas a un alto ejecutivo en España. De momento, a sus 71 años, sigue trabajando y ganó en 2016 -año en que fue presidente tres meses- 1,16 millones de euros, lejos de los 6,5 millones que percibió en 2015.

Por otro lado, Alierta también destaca en el apartado de remuneraciones de los consejeros de Telefónica. A partir de este año ganará al menos 620.000 euros pese a haber quedado como mero miembro externo del consejo de administración, pero Telefónica ha aprobado darle un sueldo ‘especial’, superior al del resto de consejeros.

“En atención a su compromiso de contribuir de forma especial, desde su cargo de consejero, a las relaciones institucionales del grupo, el señor Alierta Izuel tiene una asignación anual especial fija (adicional a la que le corresponda como vocal del consejo o miembro de cualquiera de sus comisiones) de 500.000 euros”. El resto de consejeros ganan 120.000 euros si no están en ninguna comisión adicional.

En Telefónica explican la elevada pensión de Alierta por la decisión tomada en 2014 de transformar el contrato blindado de que disponía el aragonés en una aportación de 35 millones a su fondo de pensiones. Alierta tenía teóricamente derecho a una indemnización de cuatro anualidades y lo cambió por ese refuerzo de su sistema de ahorro a largo plazo. El aragonés tiene además derecho potencial a recibir 506.250 acciones de planes de retribución previstos.

Por su parte, su sucesor, José María Álvarez-Pallete, declara unos ingresos en su primer año de 5,6 millones, por debajo de los 5,9 que ganó cuando era consejero delegado. Álvarez-Pallete se estrena en la presidencia con un sueldo fijo de 1,9 millones y otro variable de 3,4 millones, el máximo al considerar la compañía que se han cumplido el 100% de los objetivos previstos. El nuevo presidente ha evitado ganar más que en 2015 renunciando a 320.000 euros a los que tenía derecho por presidir el consejo de administración y la comisión delegada de Telefónica. Pallete aseguró ayer que ha invertido su patrimonio en la compañía y presentó así los resultados del ejercicio: “Los resultados de 2016 fortalecen nuestro crecimiento sostenible, tras la aceleración en el cuarto trimestre de las tasas de crecimiento en las principales variables operativas. Al mismo tiempo, la fuerte aceleración de la generación de caja en el año y la obtención de financiación a largo plazo, aceleran el desapalancamiento y refuerzan la estructura financiera. Para 2017 esperamos similares tendencias en el negocio”.

Telefónica subió un 1,79% en Bolsa pese a registrar su beneficio neto más bajo de los últimos lustros: 2.369 millones, un 13,7% menos que el año anterior. La operadora resaltó que su beneficio neto subyacente alcanzó 4.038 millones de euros, un 4,8% más que en 2015. Atribuyó la diferencia a «impactos no recurrentes», entre ellos, los «gastos de reestructuración». Telefónica ha contabilizado una provisión extraordinaria de 856 millones de euros «asociada principalmente a la prórroga hasta el 2018 del plan voluntario de suspensión de empleo».

Los analistas de Citi figuran entre los que acogieron positivamente los resultados: «Son sólidos (…) confirman fuertes tendencias (…) mejora en la mayoría de las divisiones».

Ni siquiera la fuerte deuda neta que aún mantiene Telefónica, de 48.500 millones les inquietó, porque «está en línea con el consenso de los analistas». Éstos, por el contrario, esperaban peores resultados en España y en Hispanoamérica.

Según Telefónica, «las cifras evidencian una posición competitiva reforzada, gracias a la infraestructura diferencial de la compañía y a la inversión acometida. La compañía ha vuelto a reportar cifras de inversión muy elevadas, de hasta 8.928 millones de euros en 2016, que ha destinado fundamentalmente al despliegue de redes ultrarrápidas». Los ingresos crecieron el 1,3% orgánico hasta 52.036 millones en el total del grupo.

En cuanto a los resultados de Telefónica España «muestran una mejora significativa en 2016 y la recuperación de un perfil de crecimiento rentable y sostenible», asegura la operadora. Dice contar ya con 4,3 millones de clientes de Movistar Fusión de los que ingresa 81,6 euros al mes, un 12% más que en el tercer trimestre por «la revisión del portafolio y la actualización de tarifas».

Noticia extraída de El Mundo. 24/02/2017

No hay comentarios

Haz un comentario

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar