UJP de León denuncia que uno de cada cuatro mayores de León no puede pagar los recibos de la luz
17326
single,single-post,postid-17326,single-format-standard,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,vss_responsive_adv,qode-theme-ver-9.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.1,vc_responsive
leon

26 Jul UJP de León denuncia que uno de cada cuatro mayores de León no puede pagar los recibos de la luz

Hoy es el Día del Abuelo. Así lo fija el calendario institucional con actividades que recuerdan la necesidad de mantener una vida activa y saludable. Pero la sección de jubilados de UGT alerta de la situación de pobreza en la que viven el 40% de los pensionistas de León «especialmente en la zona rural», que sobreviven con pensiones de 600 euros al mes. Angelines Díez, secretaria de la sección de jubilados del sindicato, al que están afiliados 2.000 pensionistas, es tajante: «O comen o pagan las facturas». El problema está en que «las personas mayores necesitan calentarse en invierno y comer bien». Una elección difícil para una población de 142.322 personas en la provincia que tienen una pensión contributiva con una nómina mensual de 863 euros de media.

Siete años de crisis económica ha mermado aún más la capacidad de resistencia de los mayores. Las pensiones han soportado la estabilidad de miles familias en León que se han enfrentado con sus pensiones al desempleo de los hijos y al cuidado de los nietos. «Las pensiones han soportado la estabilidad de la economía familiar». Díez señala a las «políticas de la troika» la situación de pobreza en la que viven las personas mayores «no sólo de León sino de toda España».

Olvidados y decepcionados

«Los hijos en paro, la cada vez más desprotección frente a la dependencia y el copago de medicamentos ha dejado a los mayores en una situación de vulnerabilidad», alertan desde UGT. El sindicato recogió en León 600 firmas para reclamar ante el Constitucional la actualización de la pensiones conforme al IPC, una petición ‘tumbada’ por el alto tribunal, con la oposición de cuatro magistrados, con el argumento de que «los pensionistas tenían una mera expectativa de derecho a la actualización de su prestación, no un derecho consolidado». La sentencia ha caído como agua fría en el ánimo de los pensionistas, «que se sienten olvidados, decepcionados y cansados de luchar», aseguran desde UGT. «La situación, lejos de mejorar, va cada vez a peor».

No hay comentarios

Haz un comentario

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar