UJP-UGT La Rioja insta a aplicar la totalidad de los fondos destinados al Ingreso Mínimo Vital
30687
post-template-default,single,single-post,postid-30687,single-format-standard,et_monarch,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-title-hidden,vss_responsive_adv,qode-theme-ver-9.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.1,vc_responsive

05 Dic UJP-UGT La Rioja insta a aplicar la totalidad de los fondos destinados al Ingreso Mínimo Vital

05/12/2023

La Unión de Jubilados y Pensionistas insiste en la necesidad de “un plan que termine definitivamente con la pobreza senior, centrado especialmente en la lucha contra la brecha de género”

Los datos del observatorio que elabora UGT desde la fundación UNIATE aseguran que en la actualidad un 17,7% del total de la población se encuentra en riesgo de pobreza, lo que supone 8.427.861, y de ellos solo se llega con la ayuda del ingreso mínimo vital (IMV) 1.752.647 personas, que representa el 20,8% esa situación.

Los datos de La Rioja indican que, si bien contamos con un menor porcentaje de personas en riesgo de pobreza (un 12,3%, un total de 39.601), el IMV únicamente llega al 32,7% de las personas que se encuentran en dicha situación, un total de 12.943 personas.

De los casi 10 millones de personas mayores que viven en nuestro país, más de 6,5 millones se encuentran en situación de pobreza o umbral de pobreza. Para UJP UGT se trata de “una situación crítica que merece políticas específicas”.

Tal y como explican, “el problema ya no es llegar a tener una edad avanzada, algo que estamos consiguiendo gracias a la evolución científica, la alimentación o la tipología de los empleos;  sino que el problema hoy es en qué situación llegamos y si merece la pena ‘mal-vivir’ más años”.

Por todo ello, advierten de que “no vamos a permitir que el plan contra la pobreza no contemple el que todas las pensiones, todos los pensionistas, beneficiarios de pensiones contributivas o no contributivas puedan vivir de forma digna con pensiones cuyo valor se encuentre por encima del umbral de pobreza”, aseguran en la resolución aprobada.

“Con situaciones como las que vivimos en la actualidad, incremento de las colas del hambre y pobreza en nuestro colectivo, nos parece bochornoso que en el año 2022 el Ministerio de Inclusión no haya sido capaz de encontrar fórmulas para utilizar más de 450 millones presupuestados en políticas sociales en luchar contra la pobreza, devolviéndolos a las arcas del Estado”, añaden.

Por lo tanto, terminan solicitando “un plan que termine definitivamente con la pobreza senior, cuyo diseño debe contener una centralidad indiscutible: la lucha contra la brecha de género”.

No hay comentarios

Haz un comentario

Pin It on Pinterest

Shares
Share This